¿Cuál fue el castigo de Dios por el pecado de David y Betsabé?

Total
0
Shares

This answer is also available in: English العربية Français हिन्दी

La historia de David y Betsabé se encuentra en 2 Samuel 11. Parafraseando la historia, David permaneció en la ciudad mientras sus hombres fueron a la batalla. En una tarde ociosa mientras caminaba por la azotea, vio a Betsabé bañándose. Despues de verla, envió a preguntar por ella y así descubrió que ella era la esposa de uno de sus hombres. Aun sabiendo esto, David envió mensajeros a buscarla y se acostó con ella. Ese romance dejó a Betsabé embarazada. Luego, David puso a su esposo en peligro en una batalla y lo permitió caer en las manos del enemigo. Finalmente tomó a Betsabé como su esposa.

Dios vio todo esto y en referencia al pecado de David y Betsabé, leemos el siguiente versículo:

“Mas esto que David había hecho, fue desagradable ante los ojos de Jehová” (2 Samuel 11:27).

Lecciones aprendidas

Podemos sacar varias lecciones de esta historia. La primera lección es esta: es más fácil caer en el pecado cuando estamos ociosos. Después de que Adán y Eva pecaron, Dios maldijo la tierra por nuestro bien porque él sabía que la fatiga y el trabajo nos protegería del ocio y el pecado (Génesis 3:17). El primer pecado que ocurrió en esta historia fue la codicia de David. Cuando vio a Betsabé bañándose, no se apartó, sino que vio que era hermosa y la codició. Luego, actuó de acuerdo con esos sentimientos, descubrió que estaba casada y decidió cometer adulterio con ella. Después de codiciar, lo que condujo al adulterio, David asesinó al esposo de Betsabé. Es fácil ver en esta historia cómo un pecado puede llevar a otro pecado mayor.

David y Betsabé

Después del pecado de David con Betsabé, Dios no obligó a David a cortar la relación matrimonial con ella, ya que su esposo había muerto y así, ella fue liberada de esa ley matrimonial. “Porque la mujer casada está sujeta por la ley al marido mientras éste vive; pero si el marido muere, ella queda libre de la ley del marido. Así que, si en vida del marido se uniere a otro varón, será llamada adúltera; pero si su marido muriere, es libre de esa ley, de tal manera que si se uniere a otro marido, no será adúltera” (Romanos 7:2-3).

El castigo

Pero Dios castigó a David y trajo sobre él las malas consecuencias de su pecado para enseñarnos el carácter puro de la Ley de Dios. Se le infligieron tres consecuencias directas a David:

Primero, Natán dijo que la espada nunca se apartaría de la casa de David (2 Samuel 12:10). Esto se cumplió en las sucesivas muertes violentas de al menos tres de sus hijos: Amnón (2 Samuel 13:29), Absalón (2 Samuel 18:14) y Adonías (1 Reyes 2:25).

Segundamente, Natán también profetizó que las mujeres de David serían humilladas delante de todo Israel (2 Samuel 12:11). Esto se cumplió cuando Absalón “se llegó Absalón a las concubinas de su padre, ante los ojos de todo Israel” (2 Samuel 16:22).

Terceramente, Natán pronunció el fin fatal del hijo de David y Betsabé que fue concebido por el pecado (2 Samuel 12:14). Esto se cumplió siete días después de la sentencia de juicio de Natán (2 Samuel 12:18). Para David, la muerte de su hijo sería un castigo mucho mayor que su propia muerte.

Arrepentimiento y conversión

Como resultado de la amarga experiencia por la que pasaría, David se arrepentiría y se convertiría por completo. Y esta era la meta del Señor. Leemos sobre este cambio en el Salmo 51, escrito en este momento, donde David no solo confesó su pecado y oró por perdón, sino que le pidió al Señor que creara en él un corazón limpio y renovara un espíritu recto dentro de él (Salmos 51: 2, 3, 10).

El Señor en Su misericordia permite que los hombres vean que los resultados del pecado no son una mayor prosperidad y felicidad, sino miseria, aflicción y muerte. Su mano protectora fue retirada de David, y al rey se le permitió probar los frutos amargos de su pecado. David se dio cuenta de que el camino hacia la verdadera felicidad no se podía encontrar en la desobediencia. La historia de David y Betsabé también está registrada en la Biblia para que aprendamos de ella. La lección más importante es que Dios nos perdona si acudimos a Él y nos arrepentimos.

En Su servicio,
BibleAsk Team

This answer is also available in: English العربية Français हिन्दी

Subscribe to our Weekly Updates:

Get our latest answers straight to your inbox when you subscribe here.

You May Also Like