Answered by: BibleAsk Spanish

Date:

¿Por qué puso Dios querubines para bloquear el acceso al árbol de la vida?

“Y dijo Jehová Dios: He aquí el hombre es como uno de nosotros, sabiendo el bien y el mal; ahora, pues, que no alargue su mano, y tome también del árbol de la vida, y coma, y viva para siempre. Y lo sacó Jehová del huerto de Edén, para que labrase la tierra de que fue tomado. Echó, pues, fuera al hombre, y puso al oriente del huerto de Edén querubines, y una espada encendida que se revolvía por todos lados, para guardar el camino del árbol de la vida” (Génesis 3:22-24).

El árbol de la vida era para dar inmoralidad a la humanidad. Pero después de la caída, se hizo necesario prohibir a los humanos continuar comer del fruto del árbol de la vida para que no se convirtieran en pecadores inmortales. A través del pecado, los humanos cayeron bajo la pena de muerte. Así, el fruto que producía la inmortalidad ahora les podía causar solamente sufrimiento porque la inmortalidad en el pecado y el sufrimiento sin fin no era la vida que Dios deseaba para la humanidad. A través del pecado, los humanos cayeron bajo la pena de muerte. Así, el fruto que produjo la inmortalidad les causó solamente sufrimiento porque la inmortalidad en el pecado y el sufrimiento sin fin, no era la vida que Dios deseaba para la humanidad. El Señor declaró Su voluntad al hombre, “Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis” (Jeremías 29:11).

Prohibir a los humanos el acceso a este árbol que da vida fue un acto de compasión y misericordia que nuestros primeros padres quizás no se dieron cuenta completamente en ese momento, pero en la Tierra Nueva comprenderán y estarán agradecidos por la bondad de Dios. Y allí comerán para siempre del árbol de la vida perdido hace mucho tiempo. Juan describió el árbol de la vida en el cielo de la siguiente manera: “En medio de la calle de la ciudad, y a uno y otro lado del río, estaba el árbol de la vida, que produce doce frutos, dando cada mes su fruto; y las hojas del árbol eran para la sanidad de las naciones” (Apocalipsis 22:2).

Hoy, cuando los creyentes comen de la cena del Señor, tienen el privilegio de saber que, a través de la sangre de Jesús y Su sacrificio, un día ciertamente comerán del fruto del árbol de la vida. “Bienaventurados los que lavan sus ropas, para tener derecho al árbol de la vida, y para entrar por las puertas en la ciudad” (Apocalipsis 22:14).

En Su servicio,
BibleAsk Team

This post is also available in: English (Inglés) العربية (Árabe) हिन्दी (Hindi)

More Answers: