Cuando Jesús dijo: “Si me amáis, guardad mis mandamientos”, ¿a qué mandamiento se refería?

Total
12
Shares

This answer is also available in: English

Los Diez Mandamientos

Los mandamientos a los que Jesús se refería en el versículo, “Si me amáis, guardad mis mandamientos” (Juan 14:15) fueron los Diez Mandamientos enumerados en Éxodo 20:3-17. Estos Diez Mandamientos fueron el único documento en la tierra que fue escrito dos veces por el propio dedo de Dios. “Y dio a Moisés… dos tablas del testimonio, tablas de piedra escritas con el dedo de Dios… Y las tablas eran obra de Dios, y la escritura era escritura de Dios grabada sobre las tablas” (Éxodo 31:18; 32:16).

Jesús afirmó que el guardar los Diez Mandamientos, a través de Su gracia, es la base para que una persona tenga vida eterna, como se ve en el siguiente pasaje: “Entonces vino uno y le dijo: Maestro bueno, ¿qué bien haré para tener la vida eterna? El le dijo: …Si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos.” Le dijo: ¿Cuáles? Y Jesús dijo: No matarás. No adulterarás. No hurtarás. No dirás falso testimonio. Honra a tu padre y a tu madre; y, Amarás a tu prójimo como a ti mismo” (Mateo 19:16-30; Lucas 18:18, 19). En este pasaje, Jesucristo aludió a los Diez Mandamientos en respuesta a la pregunta del joven.

Los Diez Mandamientos se resumen en 2 mandamientos

Jesús dijo que los Diez Mandamientos se resumen en 2 mandamientos: “Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente. Este es el primero y grande mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo. De estos dos mandamientos depende toda la ley y los profetas” (Mateo 22:37-40).

La ley del amor hacia Dios y al hombre no era nueva en absoluto. Sin embargo, Jesús fue el primero en unir los pensamientos de Deuteronomio 6: 4, 5 y Levítico 19:18 para resumir “el todo del hombre” (Eclesiastés 12:13). Mateo 22:37-40 nos manda amar a Dios y amar a nuestro prójimo, terminando con las palabras: “De estos dos mandamientos depende toda la ley y los profetas.”

¿Reemplazan estos dos mandamientos a los Diez Mandamientos?

No. Porque los Diez Mandamientos cuelgan de estos dos mandamientos, así como nuestros diez dedos cuelgan de nuestras dos manos. Son indivisibles. El amor a Dios hace que guardar los primeros cuatro mandamientos (que conciernen a Dios) sea un placer, y el amor al prójimo hace que guardar los últimos seis (que conciernen a nuestro prójimo) sea un gozo.

El amor cumple la ley quitando la carga de la mera obediencia y haciendo del guardar la ley un gozo (Salmo 40: 8). Cuando amamos de verdad a alguien, mantener sus peticiones se convierte en un placer. Es imposible amar al Señor y no guardar sus mandamientos, porque la Biblia dice: “Pues este es el amor a Dios, que guardemos sus mandamientos; y sus mandamientos no son gravosos” (1 Juan 5:3). “El que dice: Yo le conozco, y no guarda sus mandamientos, el tal es mentiroso, y la verdad no está en él” (1 Juan 2:4).

¿Abolió Jesús la ley?

Jesús mantuvo los Diez Mandamientos morales dados al antiguo Israel. Él declaró, “No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas; no he venido para abrogar, sino para cumplir. Porque de cierto os digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde pasará de la ley, hasta que todo se haya cumplido. De manera que cualquiera que quebrante uno de estos mandamientos muy pequeños, y así enseñe a los hombres, muy pequeño será llamado en el reino de los cielos; mas cualquiera que los haga y los enseñe, éste será llamado grande en el reino de los cielos” (Mateo 5:17-19). Jesús magnificó la ley (Isaías 42:21). Los mandamientos de Jesús eran también los mandamientos del Padre, porque Jesús no hablaba por su propia cuenta (Juan 12:49; 14:10).

Jesús dio sus propios mandamientos, como el nuevo mandamiento (Juan 13:34), no para reemplazar ninguno de los Diez mandamientos morales, que reflejaban el carácter del Dios inmutable, sino para exponer su verdadero significado y mostrar cómo las verdades deben aplicarse a la vida diaria.

En Su servicio,
BibleAsk Team

This answer is also available in: English

Subscribe to our Weekly Updates:

Get our latest answers straight to your inbox when you subscribe here.

You May Also Like