¿Cuál es la evidencia bíblica para guardar el séptimo día?

Total
0
Shares

This post is also available in: English (Inglés) हिन्दी (Hindi)

Repasemos algunas de las evidencias bíblicas sobre la observancia del sábado (o el séptimo día):

1-Dios instituyó el sábado en la creación- Bendijo y santificó el séptimo día 2000 años antes de la existencia de los judíos. Y esta es la única razón de apoyo para nuestros ciclos de tiempo semanales (Génesis 2: 2,3).

2-Dios hizo el sábado para beneficio de la humanidad (Marcos 2:27).

3-Abraham y sus descendientes guardaron todos los mandamientos de Dios, incluyendo el día de reposo del séptimo día (Génesis 26: 4,5).

4-Dios requirió que Moisés y los hijos de Israel guardaran la ley del sábado antes de que Él diera los Diez Mandamientos (Éxodo 16: 4, 26-30).

5-Dios reforzó Sus Diez Mandamientos en piedra, con Su propio dedo, para magnificar su importancia moral divina para los hijos de Israel, quienes habían perdido evidencia de su verdadera naturaleza durante cuatrocientos años de cautiverio. Y puso especial énfasis en recordar el séptimo día (Éxodo 20: 8-11). El mandamiento del sábado dice:

“Acuérdate del día de reposo para santificarlo. Seis días trabajarás, y harás toda tu obra; mas el séptimo día es reposo para Jehová tu Dios; no hagas en él obra alguna, tú, ni tu hijo, ni tu hija, ni tu siervo, ni tu criada, ni tu bestia, ni tu extranjero que está dentro de tus puertas. Porque en seis días hizo Jehová los cielos y la tierra, el mar, y todas las cosas que en ellos hay, y reposó en el séptimo día; por tanto, Jehová bendijo el día de reposo y lo santificó” (Éxodo 20:8-11).

6-Jesús, nuestro ejemplo supremo, mientras estuvo en la tierra hizo su costumbre de guardar el sábado asistiendo a los servicios de adoración (Lucas 4:16).

7-Cuando Jesús profetizó acerca de los eventos que ocurrirían cuarenta años después de Su muerte (acerca de la destrucción de Jerusalén), subrayó el hecho de que Sus seguidores aún deberían estar observando Su sagrado día de reposo semanal (Mateo 24:20).

8-Jesús dijo, Él no vino a destruir la ley, sino a llenarla con el más pleno significado espiritual. Declaró enfáticamente que no se cambiaría ni una “jota o tílde” hasta que pasen el cielo y la tierra (Mateo 5: 17,18).

9-Los discípulos de Cristo guardaron el sábado después de la crucifixión y enseñaron a los gentiles convertidos a guardarlo también (Lucas 23:56; Hechos 13:14, 42-44; 16:13; 18: 4). No hay mención en el Nuevo Testamento (escrito hasta 60 años después de la muerte de Cristo) del cambio o eliminación del séptimo día (sábado).

10- El Antiguo Pacto contenía los Diez Mandamientos (Éxodo 24: 4,7-8; Deuteronomio 31: 24-26).

11-El Nuevo Pacto contiene los Diez Mandamientos (Jeremías 31: 31-33; Hebreos 8: 8,10).

12- Toda carne del pueblo redimido de Dios celebrará y adorará en sábado en el cielo nuevo y la tierra nueva por toda la eternidad (Isaías 66: 22-23).

No hay ninguna sugerencia en ninguna parte de las Escrituras de que Jesús, Su Padre o los apóstoles alguna vez hayan cambiado el santo séptimo día por cualquier otro día.

Aproximadamente 300 años después de la resurrección, la gente cambió el día santo de adoración de Dios del séptimo día (sábado) al primer día de la semana (domingo). Y este error pasó a nuestro tiempo como un hecho. Sin embargo, Dios bendijo el día de reposo del séptimo día, y cuando Dios bendice, nadie puede “revertirlo” (Números 23:20).

En Su servicio,

BibleAsk Team

This post is also available in: English (Inglés) हिन्दी (Hindi)

Subscribe to our Weekly Updates:

Get our latest answers straight to your inbox when you subscribe here.

You May Also Like